Agenda
Artículos y Documentos
Federación Foros por la Memoria
Noticias
Videos de Memoria Histórica
Home » Noticias

El juez Garzón, increpado en el juicio contra Videla

El Periódico, 10 de agosto del 2010 | 11 agosto 2010

“Vivan los cristianos de España, vivan los falangistas, vaya a por los terroristas de ETA”, han gritado al magistrado

 

El dictador y otros 24 acusados de crímenes políticos han seguido la vista en un monitor de una sala próxima

 EFE / BUENOS AIRES

El juez Baltasar Garzón ha sido increpado por simpatizantes de los acusados en el juicio por delitos de lesa humanidad que se celebra en la ciudad argentina de Córdoba contra dirigentes de la última dictadura militar, entre ellos el dictador Jorge Rafael Videla, según medios locales.

Los incidentes se han registrado a la salida del recinto donde se celebra el juicio, al que el magistrado ha asistido en calidad de público junto al secretario argentino de derechos humanos, Eduardo Luis Duhalde, quien también ha sido increpado por seguidores de la Asociación de Familiares y Amigos de los Presos Políticos de la Argentina, que, además, han golpeado a un periodista.

En protesta por la presencia de Garzón y Duhalde, los acusados han pedido retirarse a una sala contigua al recinto donde se enjuicia a Videla, de 84 años, y a otros 24 antiguos jefes militares y policías, entre ellos el exgeneral Luciano Menéndez, por crímenes de lesa humanidad cometidos en la dictadura (1976-1983). Allí han seguido el proceso a través de un monitor. Un grupo de simpatizantes de los acusados ha golpeado en la nariz a un reportero de Radio Nacional cuando ha intentado fotografiarles mientras insultaban a Garzón, quien se dirigía a otra sala del tribunal para ofrecer una rueda de prensa en un receso de la vista.

Suspendido de sus funciones

“Vivan los cristianos de España, vivan los falangistas, vaya a por los terroristas de ETA”, han gritado al magistrado, que está suspendido de sus funciones en la Audiencia Nacional española tras declararse competente para investigar los crímenes del franquismo. “Estar aquí es un derecho que tienen los acusados, pero con estas situaciones buscan cargar contra quienes quieren trabajar con legalidad. Creo que los acusados deberían demostrar dignidad, sobre todo con los testimonios de quienes sufrieron la falta de libertad”, ha sostenido el juez español minutos después en la rueda de prensa.

Garzón ha considerado que en el juicio todos deben tener “garantías”, incluidos los imputados, quienes “privaban de la libertad” durante el régimen. Los juicios contra represores “demuestran que la sociedad no se rompe, y que hay una reconciliación de las víctimas y la sociedad civil con la justicia, la cual, durante mucho tiempo, por leyes de impunidad no podía hacer nada”, según ha opinado.

El magistrado ha evitado de nuevo referirse a su situación en España y ha dicho que será “respetuoso con el tribunal” que sigue su proceso, el Tribunal Supremo. El tribunal de Córdoba, a unos 800 kilómetros de Buenos Aires, enjuicia a Videla, presidente de facto entre 1976 y 1981, que hasta ahora suma cuatro condenas a prisión perpetua en otros tantos juicios por violaciones de los derechos humanos.

Agenda apretada

Antes de asistir al juicio, Garzón se ha entrevistado con el gobernador de Córdoba, Juan Schiaretti, y se ha reunido con miembros de organismos de derechos humanos que le han entregado un documento respaldando su actuación en España.

El juez anunció ayer que trabajará con Argentina en el desarrollo de programas relacionados con la defensa de los derechos humanos tras reunirse en Buenos Aires con el canciller argentino, Héctor Timerman. El magistrado participó ayer además en un seminario sobre derecho penal internacional y género en el que denunció que las dictaduras latinoamericanas se ensañaron especialmente con las mujeres.

Durante su estancia en Argentina, Garzón visitará la Casa de la Memoria y la Vida de la localidad bonaerense de Morón, donde funcionó una cárcel clandestina durante la dictadura, conocida como Mansión Seré, y asistirá a un acto para promover la candidatura de las Abuelas de Plaza de Mayo al premio Nobel de la Paz. En julio pasado, Baltasar Garzón fue homenajeado en Buenos Aires durante un acto realizado por el Gobierno en la antigua Escuela Superior de Mecánica de la Armada (ESMA), donde funcionó el mayor centro de detención ilegal durante la dictadura y que ahora alberga el Museo de la Memoria.

http://www.elperiodico.com/es/noticias/internacional/20100810/juez-garzon-increpado-juicio-contra-videla/429851.shtml