Agenda
Artículos y Documentos
Federación Foros por la Memoria
Noticias
Videos de Memoria Histórica
Home » Noticias

Un diario argentino vincula al tío de Ana Botella con la clínica donde se robaron niños en el franquismo

Radio Cable, 29-01-2011 | 31 enero 2011

El pasado 15 de enero el periódico argentino Página 12 publicó un reportaje sobre los niños robados durante el franquismo

El pasado 15 de enero el periódico argentino Página 12 publicó un reportaje sobre los niños robados durante el franquismo y el postfranquismo titulado: “Investigan el robo de bebés durante el franquismo”. En la entradilla del texto, que está firmado por Luciana Bertoia, se afirma: “Una de las clínicas está vinculada con la esposa de José María Aznar”. No es el primer texto que publica el diario argentino sobre este asunto de la sustracción de bebés.

Dice Página12: “En la capital española hay tres clínicas denunciadas por haber convertido la sustracción de niños en una rutina: la Clínica San Ramón, la maternidad Santa Cristina y la Clínica O’Donnell. La última tuvo como fundador y director al ginecólogo José Botella Llusía, tío de Ana Botella, la mujer del ex presidente derechista José María Aznar. […]

En esas tres clínicas como en otras que pueblan el territorio español, entraban madres embarazadas por una puerta y por la otra ingresaban las futuras familias apropiadoras. Las madres recibían la noticia de que su hijo había muerto mientras los apropiadores se iban a casa con un recién nacido. “Les daban las criaturas a familias ‘de bien’, afines al régimen”, explicó a este diario el sociólogo Francisco González de Tena. Esa práctica se repitió semana tras semana desde los años ’50 hasta casi los años ’80 y sus víctimas, en su mayoría, fueron las madres solteras y pobres, portadoras de un grave pecado para el régimen ultracatólico. […]

En España, la Convención sobre la Desaparición Forzada entró en vigor hace menos de tres semanas. Ese tratado estipula que la desaparición de personas es un delito continuado, es decir, que es un crimen que se prolonga hasta que la persona no aparezca. Por lo tanto, no sería un delito prescriptible. […]

El proceso que describe el diario, es atróz.

Por lo que ya se había publicado en otras investigaciones, sabemos que empezó en el franquismo :

Antonio Vallejo Nágera, psicólogo franquista, llegó a afirmar: “las íntimas relaciones entre marxismo e inferioridad mental ya las habíamos expuesto anteriormente. La segregación de estos sujetos desde la infancia podría liberar a la sociedad de plaga tan terrible“.

Y parece que después, ya convertido en negocio, el procedimiento siguió aplicándose durante la democracia.

Las consecuencias para la opinión pública española de estas revelaciones son imprevisibles. En Argentina fueron los casos de niños robados durante la dictadura los que contribuyeron, en realidad,a tumbar las leyes de punto final. En España ya sabemos, sin embargo, lo que ha pasado. Garzón, el único juez que se ha atrevido a profundizar en las violaciones a los derechos humanos durante la dictadura está siendo ahora procesado por diversos delitos . ¿Se atreverá entonces otro juez a abrir diligencias sobre estos niños robados?

Algunos corresponsales extranjeros preguntan por qué la prensa española no está abordando el tema. Parece que hubiera un gran pacto de silencio sobre un asunto que curiosamente tiene mucha repercusión en el exterior, ¿pero que está pasando en España? Probablemente nada nuevo.

http://www.radiocable.com/robo-ninos-franquismo234.html