Agenda
Artículos y Documentos
Federación Foros por la Memoria
Noticias
Videos de Memoria Histórica
Home » Artículos y Documentos, Federación Foros por la Memoria

Carta a un asesinado en Menasalbas

Santiago Sánchez Neira, | 13 julio 2011

Jamás perdieron la dignidad, que lo sepan todos, nosotros lo único que hacemos es volver a pulir el bronce de su memoria

 

Sí, así quiero titularlo porque así fue, y no es el calor de este aplastante estío, esa es la conclusión a la que llegué cuando me enteré el año pasado por los medios que se estaba excavando en Menasalbas una fosa de represaliados por el franquismo al pie de la tapia del cementerio.

Movido por la intuición y por la incongruencia de la historia familiar, me desplacé hasta el citado lugar, conociendo de primera mano los acontecimientos. Aportando los pocos datos de los que disponíamos, aparecieron su nombre y su apodo, mi bisabuelo era uno de ellos, y ya había algo más claro en contra de la versión argumentada por mi abuela. Su propia hija tuvo que mentir a sus hijos para protegerlos, ya que cuando asesinaron a mi bisabuelo Emeterio los convecinos y las fuerzas del franquismo, ella siempre les contó a sus hijos que le mataron los rojos en la guerra con el fin de intentar vivir sin rencor, pero con el miedo y la resignación hasta su muerte puesto que a ella la amenazaron para que abandonase el pueblo, a lo que ella valientemente respondió: “Yo no me voy porque yo no he hecho nada”.

Todo fue bastante fluido gracias al Foro por la Memoria, que junto con los familiares, y voluntarios, han sido la llave que ha abierto ese baúl cerrado por el abandono y condenado al ostracismo en esa tan cercana pero condenada fosa.

El primer evento que se realizó en la memoria de los dieciséis torturados y asesinados exhumados  fue un rotundo éxito, sorprendiéndome gratamente, y así espero que sea el acto de inhumación del próximo día 16 de julio de 2011 por la tarde, al que por supuesto invito a quien desee asistir.

Jamás perdieron la dignidad, que lo sepan todos, nosotros lo único que hacemos es volver a pulir el bronce de su memoria en el que se halla impresa para que luzca sin temor y que sirva de ejemplo a las generaciones venideras, dando si se puede un significado a este atroz asesinato de posguerra de dieciséis personas que repito, fueron asesinadas por el mero hecho de defender y trabajar para una causa justa y legítima fundada en ideales de libertad.

Después de esta presentación no puedo menos que expresar rabia e indignación por la actuación que  las autoridades locales de Menasalbas vienen desempeñando desde el inicio de la excavación, ya que no han sabido estar a la altura de las circunstancias. La fosa no se descubrió, estuvo ahí siempre, muy presente en la memoria de muchos desde hace setentaidós largos años, por algo la tapia que fue testigo de tal tropelía era la única que ha permanecído a lo largo de los años aún sin arreglarse.

Con un desconocimiento total y absoluto de la historia de España, y de las formas y de la educación más elementales, nos han negado reiteradamente todas nuestras peticiones y nunca por escrito, amparándose en las cuestionables e interpretables ordenanzas municipales. Nos han negado enterrar a nuestros muertos como deseamos oponiéndose rotundamente a vendernos, que no cedernos, dos fosas, vendiéndonos sólo una, obligándonos a no poder escoger como otros vecinos del pueblo el lugar de esa fosa.

Qué se puede esperar de las personas que gobiernan este ayuntamiento, que conservan símbolos de la dictadura dentro de sus instalaciones, sendos retratos de Franco y de Primo de Rivera. Y hablando de símbolos, durante las infructuosas gestiones con el equipo de gobierno les hice saber de la presencia de pintadas de corte nazi y franquista sobre la tapia del cementerio, pintadas que ya llevan varios meses y que parecían desconocer. Digo parecían, porque la Vicealcalde justificó su presencia alegando que se trataba de una gamberrada de menores. Yo les argumenté que ese tipo de manifestaciones están prohibidas, y es un hecho punible y castigado en muchos países, incluido el nuestro. Por eso desconocidos  intentaron sabotear en su momento la exhumación de los restos, y por eso varias personas pasaron conduciendo vehículos por los caminos de enfrente de la excavación insultando a los que allí en ese momento se encontraban trabajando, ¡porque eran menores claro!

Al primer edil le pesa su equipo de gobierno, a quienes teme y utiliza estratégicamente para que den la cara y se enfrenten a los familiares, utiliza sus “ideólogos” más recalcitrantes, como si de una guerra política se tratase, pero creo que está en un craso error, como le manifesté personalmente. Simplemente no han sabido pasar la página de nuestra realidad actual con cierta clase.

Tan sólo se facilitó el agua durante la exhumación, que no se le niega ni a los enemigos en el desierto, y un cordón de luz, y pretenden que les alabemos por ello después de la deuda que Menasalbas  tiene para con sus vecinos asesinados. Pero la ironía es que los familiares nos hemos tenido que ir reuniendo en la calle delante del cementerio,  ¡qué mejor lugar para su vergüenza!, cuando hay salas a disposición de los ciudadanos para tales fines que se sufragan con nuestros impuestos, y son recuérdenlo Sr. alcalde y concejales varios, de uso y titularidad pública aunque Vds. las gestionen

Han tratado de evitar a toda costa que esto salga a la luz como si viviésemos en los 50 del siglo pasado, intentando no sólo no colaborar, sino obstaculizar el desarrollo de los acontecimientos, que de otra manera hubieran evolucionado, de una manera más natural , ordenada, democrática y madura, aceptando esta página condenada y desagradable de esta España cainita que espero no volvamos a conocer ninguno.

Hasta para el acto de inhumación han intentado estos concejales tan gentiles ayudarnos aportándonos grandes ideas como:

“¿Porqué no los enterráis a cada uno en vuestras tumbas?”

“¿Porqué no organizáis el acto un día de diario? Porque así no tengo que dar un día libre al operario.”

“¿Para qué queréis dos fosas, si en una cabe esa gente?”

Gloriosas  frases que merecen la mayor divulgación posible, para que sepamos quién gobierna en Menasalbas.

Mis palabras pueden resultar duras, pero no es menos duro soportar el desprecio y el rechazo al que nos están sometiendo a los familiares, aparte de amenazas y daños en las propiedades de alguno de ellos, junto con los temores y años de olvido de nuestros familiares de esta fosa número uno de Menasalbas.

Acaso se avergüenzan ellos de su pasado familiar, prefiriendo enfrentarse a nosotros como si fueran los herederos de su honra, llevándolo al terreno de lo personal para, como pude comprobar de manera presencial, discutir salvajemente el pasado. Pasado que no saben tampoco aceptar, y lo peor de todo amparándose en un poder otorgado democráticamente, y que no ostentan desde mi punto de vista con demasiado estilo.

Señores del Excmo. Ayuntamiento de Menasalbas, no se sientan culpables de los actos de otros, supérenlo por favor, que estamos en 2011, porque yo sí que siento vergüenza, vergüenza ajena de ver sus evoluciones a lo largo de este año.

Desde aquí quiero que sepan que no pensamos vivir con miedo, ni con resignación, sino que nos quedaremos con la ilusión y la alegría que nos produce el saber que nuestros muertos nos han mostrado ese camino de libertad con su sangre.

Muchas gracias de todo corazón y en nombre de mi bisabuelo a todos los que habéis hecho posible el honrar su memoria y la de nuestras familias, y aunque a veces seguimos con la historia a vueltas, gracias a “Los 16” por hacernos más libres.

 

Santiago Sánchez Neira.