Agenda
Artículos y Documentos
Federación Foros por la Memoria
Noticias
Videos de Memoria Histórica
Home » Artículos y Documentos, Noticias

Desenterrando el Silencio

Sergi Bernal, | 9 septiembre 2011

Desenterrando el Silencio es un proyecto para recuperar la dignidad de los asesinados por parte de las tropas franquistas

 

Desenterrando el Silencio, por Sergi Bernal

“Desenterrando el silencio” es un proyecto fotográfico que empieza a cobrar vida en junio de 2010, después de que el georadar del Grupo de Ciencias Aranzadi localizase unos casquillos de bala y unos restos humanos en una zona de los Montes de La Pedraja, en Burgos.

Se trata de una fosa común que ha permanecido escondida durante 74 años, los familiares y algunos vecinos sabían que en aquel lugar había centenares de asesinados por el fascismo, asesinados por ser personas reivindicativas, de izquierdas, sindicalistas, republicanos,…..

Entre ellos había un maestro, un maestro catalán, Antoni Benaiges, fundador de la escuela del pequeño pueblo burgalés de Bañuelos de Bureba. El 25 de julio del 36 fue asesinado y enterrado en La Pedraja por los seguidores del golpe fascista que puso en el poder al general Franco, allí ha permanecido olvidado durante demasiado tiempo, ahora se exhuma esta fosa común, junto a él se han encontrado 104 represaliados más.

Esta historia intenta rescatar una vieja memoria, una verdad escondida por el miedo y las represalias, es la historia de Antonio Benaiges, maestro, pero también la de Rafael, de Segundo, de Damian, de Plácido, de Andrés y de tantos otros abandonados en las cunetas de las carreteras y esperando a ser recuperados por sus familiares antes de que mueran todos aquellos que los conocieron.

En algunas comarcas de Castilla y León se dice que hay más muertos, fruto de la violencia fascista, en las cunetas de los carreteras y caminos que van a los cementerios. En La Pedraja se ha exhumado una importante fosa, contenía 104 restos de represaliados, pero todavía quedan muchas fosas por exhumar, distribuidas por el territorio como estas balas de paja.

Con estas exhumaciones recuperamos la memoría de aquellos hombres y mujeres que construyeron nuestra primera democracia, además de ayudar a las familias a encontrar un descanso que no han podido hallar durante más de setenta años. Al abrir una fosa no se desentierra a los muertos, sino la historia robada a muchos vivos. Allí dentro hay huesos de seres queridos, las balas que los mataron, la evidencia de lo sucedido.

Este reportaje va por ellos, por los asesinados y por sus familiares, víctimas también, que sufrieron mucho miedo y tortura, pienso en aquellas viudas que tuvieron que tirar para adelante a toda una familia ellas solas y que murieron sin los restos de sus compañeros, pero, sobretodo, este proyecto es para nuestra débil memoria y para que hechos, tan espantosos, como estos no vuelvan a repetirse nunca más. Que se sepa que pasó, qué se vacíen todas las fosas, después de 74 años de espera y que se dignifique a todos estos hombres y mujeres.

http://www.obtura.org/desenterrando-el-silencio/