Agenda
Artículos y Documentos
Federación Foros por la Memoria
Noticias
Videos de Memoria Histórica
Home » Artículos y Documentos

Campos de concentración, la historia olvidada de España

| 23 diciembre 2011

Se cuentan por miles los prisioneros españoles que estuvieron en los campos de exterminio nazis

 

IGNACIO REGO –

Una vez terminada la Guerra Civil española, miles de prisioneros políticos fueron recluidos en las cárceles de los ‘vencedores’, donde las autoridades franquistas aplicaron métodos copiados de los campos de exterminio de la Alemania nazi.

En torno a unos 250.000 prisioneros murieron en alguno de los más de 100 campos de concentración que existieron en España durante los primeros años del franquismo. Esta Historia ‘olvidada’ es estudiada por el especialista español en campos de concentración, David Serrano Blanquer.

En una reciente entrevista al periódico uruguayo ‘El País’, estudioso catalán, explicó por qué esta parte de nuestra Historia es un tema del cual apenas se habla en la España democrática: “Por 40 años de franquismo y una educación católica que hizo un daño tremendo al exigir el olvido como punto de referencia del pasado. Luego, porque la Transición hizo el papel del silencio: en aquel momento si no se desechaban algunos temas, como qué hacer con el dolor del pasado, y si no se hacía cierto pacto, no había posibilidades de seguir adelante”.

‘DACHAU’: MODELO A SEGUIR

Según explicó Serrano Blanquer, antes de terminarse la Guerra Civil, “dos altos cargos militares franquistas viajaron al campo de concentración de Dachau, Alemania, donde las autoridades nazis les mostraron el sistema de represión del Tercer Reich”. Y así se aplicó en España. Una de las figuras del régimen más activas en las relaciones con el Nazismo fue Serrano Súñer, el cuñado de Franco.

Aunque estos campos ‘a la española’ no tenían la ‘eficacia mortífera’ que tuvieron los campos nazis, seguían siendo campos de represión terribles en donde se aplicaban sistemas que en los campos alemanes no había, como la llamada ‘ley de fugas’. Los falangistas llegaban a las cárceles y les decían a algunos presos seleccionados que los iban a ‘soltar’, cuando estaban saliendo los fusilaban por la espalda.

, con el visto bueno del gobierno franquista. A los prisioneros de les marcaba con un triángulo rojo con una ‘S’ que quería decir ‘Rotspanier (rojo español, en alemán).

http://www.elreferente.es/cultura/campos-de-concentracion-en-espana-la-historia-olvidada-17256