Agenda
Artículos y Documentos
Federación Foros por la Memoria
Noticias
Videos de Memoria Histórica
Home » Artículos y Documentos

Querella contra el franquismo: la jueza argentina visitará España este mes

Lo Qsomos, | 1 septiembre 2012

El 14 de abril de 2010, se interpuso una en Argentina por los delitos cometidos en España por la dictadura franquista

 

ESCRITO POR JAVIER CORIA*. LQSOMOS. SEPTIEMBRE 2012
El 14 de abril de 2010, se interpuso una querella ante un juzgado de lo penal de Argentina por los delitos de genocidio y/o crímenes de lesa humanidad cometidos en España por la dictadura franquista entre el 17 de julio de 1936, comienzo del golpe cívico militar, y el 15 de junio de 1977, fecha de celebración de las primeras elecciones democráticas. La querella fue presentada por víctimas, familiares de víctimas y asociaciones sociales y de derechos humanos argentinas y españolas. Los fundamentos jurídicos se asientan en el principio de jurisdicción o justicia universal, conforme al cual los tribunales de justicia de cualquier país pueden y deben actuar cuando se cometen crímenes que afectan y ofenden a la comunidad internacional.

En la Revista Rambla ya informamos de la visita de un grupo de ex presos querellantes a la ciudad de Buenos Aires, y el pasado 2 de agosto publicamos una entrevista con la abogada Ana Messuti, que forma parte del equipo de juristas que están tramitando las denuncias en los tribunales argentinos. Se está haciendo cargo de la querella el Juzgado Criminal y Correccional Federal nº 1 de la República Argentina, y la jueza instructora en la que recayó la investigación fue María Servini de Cubría. En el próximo mes de septiembre, sin que las fechas estén aún concretadas a la hora de redactar esta pieza, la magistrada visitará España para recibir personalmente las querellas, denuncias y testimonios, para ello Servini tiene previsto visitar Madrid, Barcelona y Bilbao, sin que se descarten otros destinos, ya que son numerosos los ayuntamientos que han cursado invitaciones a la jueza, como es el caso de dos poblaciones con una carga simbólica importante: Otxandio, cuya población fue bombardeada el 22 de julio de 1936, y Guernica, destruida por la Legión Cóndor alemana y la Aviación Legionaria italiana en abril de 1937. Otros ayuntamientos, por petición de las Plataformas Ciudadanas están aprobando mociones de apoyo a la Querella 4591/10.

Por toda la geografía española se extienden, como una marea de dignidad, cientos de organizaciones que conforman las diversas plataformas de apoyo a la querella. Además de sindicatos obreros; asociaciones de estudiantes y partidos políticos, son mayoría las organizaciones cívico-ciudadanas como las diversas asociaciones por la recuperación de la memoria histórica; las plataformas contra la impunidad del franquismo; organizaciones de ex presos; entidades culturales y académicas; asociaciones de “niños robados”; fundaciones, uniones de actores; etc., todas ellas forman parte, como hemos dicho, de las Plataformas de Apoyo a la Querella que, con distintos nombres, están empezando a formarse o ya existen en la mayoría de las comunidades autónomas de España. En la Revista Rambla hemos hablado con tres miembros destacados de asociaciones de Madrid, Euskadi y Cataluña.

La Comuna: ex presos del franquismo

“Nuestra mera presencia pone en cuestión los pactos de la transición”.Quien así habla es Manuel Blanco Chivite, miembro de La Comuna, organización de ex presos del franquismo, y una de las organizaciones más activas que forman parte de la plataforma de apoyo a la Querella Argentina Contra los Crímenes del Franquismo de la Comunidad de Madrid. En conversación reciente con este redactor, Chivite, condenado a muerte y conmutada la pena en los procesos que desembocaron en las últimas ejecuciones del franquismo el 27 de septiembre de 1975, se muestra convencido de que la acción popular y la presión nacional e internacional pueden llevar al banquillo a los responsables franquistas que aún siguen vivos: “El tristemente famoso Tribunal de Orden Público (TOP) era un tribunal fascista y excepcional. Muchos de los integrantes del citado tribunal, así como muchos de los integrantes de los consejos de guerra de los últimos procesos franquistas, no sólo están vivos, sino que, reconvertidos a “demócratas”, siguen ejerciendo en la España actual sin que se haya dado ningún tipo de depuración o petición de responsabilidades”. Dando nombres y apellidos, Chivite ya denunció a los jueces franquistas en un documental dirigido por Adolfo Dufour, “Septiembre del 75”, que fue galardonado en la Semana Internacional de cine de Valladolid en 2009 y que incluso fue emitido por TVE en el programa “Documentos TV”.

Unos de los escollos legales con los que se encuentran los querellantes es la Ley de Amnistía de 1977. Dicha ley consagró el silencio y la impunidad de los estamentos franquista a cambio de la excarcelación de varios cientos de presos antifranquistas. Chivite y sus compañeros piensan que, como ocurriera en Argentina con la anulación de la llamada Ley de punto final y de obediencia debida que permitió el proceso de Pinochet y Scilingo, entre otros, aquí también se puede anular dicha ley que fue el eje principal de los pactos de la transición.

Presos y represaliados vascos

Goldatu es la asociación de presos y represaliados por la dictadura franquista en el País Vasco, y forma parte de la recién creada Plataforma Vasca para la Querella contra los Crímenes del Franquismo. Este redactor se puso en contacto con Josu Ibargutxi, miembro de la Comisión Coordinadora de Goldatu. Ibargutxi, que fue uno de los 29 presos políticos que protagonizaron la famosa fuga de la cárcel de Segovia en 1976, viajó a Argentina con el citado Blanco Chivite, Sabin Arana y Chato Galante. Nos explica las tareas que están realizando en Euskadi: “Estamos trabajando en la preparación de querellas y denuncias de los hechos más relevantes de la represión franquista en Euskal Herria, para lo que se ha contactado con muchos familiares de víctimas, testigos y afectados directos (detenidos, torturados, presos, exiliados…). Así, por ejemplo, están preparadas las querellas de los “Curas vascos de Zamora” que fueron encerrados por varios años en la entonces llamada “Cárcel Concordatoria de Zamora” que la jerarquía de la iglesia había autorizado a Franco mantenerla para curas “díscolos y rojos-separatistas”; la querella de los trabajadores asesinados y heridos el 3 de marzo de 1976 en Vitoria-Gasteiz; la querella de los 40 marineros del buque vasco “Udondo”, buque de carga (carbón) que fue apresado en aguas gallegas por los sublevados fascistas en el 36 y que fueron fusilados sumariamente, sin más, en las tapias de un cementerio de El Ferrol; las querellas de familiares de una docena de personas de Arrasate-Mondragón que fueron también ejecutadas sumariamente en 1936; las querellas, en fin, de diversos combatientes antifranquistas que en los años sesenta y setenta sufrieron torturas y cárcel”.

Sobre las críticas de los defensores de la desmemoria y de “dejar a los muertos en paz”, nos cuenta Ibargutxi: “Tenemos claro que es una primera grieta que se abre en el muro de la impunidad franquista que consagró la llamada Transición. Es sólo una grieta, e intentarán remendarla inmediatamente, pero la visita de la jueza nos permite avivar la memoria y desenterrar toda la infamia de aquella dictadura, a fin de que las nuevas generaciones la conozcan sin falsos relatos y se armen culturalmente para que no pueda repetirse”.

El 1 de septiembre en la plaza Sant Jaume

Como vienen realizando desde hace tres años, los integrantes de la Red Catalana de Apoyo a la Querella Contra el Franquismo se concentrarán el 1 de septiembre a las 12 horas del mediodía en la Plaza Sant Jaume de Barcelona. Felipe Moreno, luchador antifranquista represaliado, participa en la coordinación de los querellantes catalanes y es miembro de la Mesa de Catalunya d’Entitats Memorialistes: “En la plaza Sant Jaume reivindicamos la anulación de las sentencias y condenas que hubo en los consejos de guerra y otras jurisdicciones franquistas, asi como la rehabilitación pública y social de los militantes antifranquistas que fueron asesinados o sufrieron cárcel y torturas”. Aunque dichas concentraciones se venían realizando a últimos de mes, en esta ocasión se ha atrasado la fecha para que coincida con la visita de la jueza. Como es lógico, las redes sociales, los blog y las páginas en Internet están teniendo una importancia capital en la difusión de estas iniciativas y en la recuperación de la memoria histórica. Felipe Moreno, activista muy conocido de Santa Coloma (Barcelona), nos habla de la importancia de un blog donde, la organización a la que pertenece, van “colgando” las historias personales de los represaliados en Cataluña. El blog se llama “Les nostres víctimes” (nuestras víctimas) y entre otras cosas han realizado un vídeo que se puede ver en Youtube con el título. “Judicis i impunitat, fins a quan?”.

La memoria viva: querellantes y denunciantes

Muchos de los ex presos con los que hemos hablado no se consideran víctimas, sino luchadores antifranquistas represaliados, ya que fueron objeto de una represión planificada que contó con el concurso de toda una estructura cuyo objetivo era aplastar todo atisbo de oposición democrática al régimen. Desde los brazos ejecutores representados en las fuerzas de seguridad; policía político-social, policía armada (los famosos “grises” de triste recuerdo); guardiacivil; servicios de inteligencia; ejército y organizaciones parapoliciales de la extrema derecha, hasta los miembros de la judicatura; de la administración; jerarquía de la iglesia católica; funcionarios y, cómo no, los diversos miembros de los gobiernos franquistas. Por ejemplo, nos informan, que hay alrededor de 170 torturadores vivos que, lejos de ser procesados, fueron promocionados o incluso condecorados por los diversos gobiernos de la Transición, desde la UCD de Adolfo Suárez, pasando por los del PSOE de Felipe González y los gobiernos del PP de José María Aznar.

En este caso no tenemos que referirnos a un pasado lejano y brumoso, porque tanto víctimas como verdugos están vivos. Muchos de los querellantes fueron activistas antifranquistas que ahora tienen entre los cincuenta y pocos, hasta los sesenta o setenta años. Ellos son la “memoria viva” porque aún recuerdan los nombres de sus torturadores, de los jueces civiles y militares que los juzgaron en juicios sumarísimos y sin garantías judiciales, como muchas organizaciones internacionales denunciaron en su día.

Los promotores de la Querella tienen a disposición de los ciudadanos que lo demanden, los requisitos e impresos para tramitar las querellas o denuncias, así como un texto de apoyo a la querella que cualquier ciudadano puede firmar y que será entregado a la magistrada. http://www.revistarambla.com
http://www.loquesomos.org/index.php?option=com_content&view=article&id=4930%3Aquerella-contra-el-franquismo-la-jueza-argentina-visitara-espana-este-mes&catid=47%3Amemoria&Itemid=73&lang=es&utm_source=dlvr.it&utm_medium=facebook